Los cuerpos extremadamente delgados, no parecen ser lo más seductor para los hombres. La ciencia se ha encargado de explicarnos algunos secretos que los hombres esconden: las mujeres con talla grande, resultan más seductoras.

¡Buenas noticias! La terrible presión por la delgadez, hace huir a los hombres. Según los sondeos, el 85% de los solteros encuestados, prefieren salir con una mujer que tenga algunos kilos de más, antes que con una mujer muy delgada.

Sin embargo, otro sondeo indica que las mujeres piensan exactamente lo contrario. El 90% cree que los hombres no se sienten atraídos por mujeres con algo de sobrepeso o con muchas curvas.

Un dato sorprendente.
Pero una de las cosas que más llamó la atención en el resultado de la encuesta, es que los hombres consideran a las mujeres muy delgadas como un tanto desconsideradas; mientras que las que tienen más curvas les parecen más atentas y receptivas al amor que un hombre les ofrece.

“Este sondeo indica que hay una diferencia notoria entre lo que buscan los hombres y lo que las mujeres piensan que buscan los hombres en materia de relación amorosa”, explicó Shira Zwebner, directora del sitio de citas Date.com, Matchmaker.com, y Amor.com, que fue dónde se hizo la encuesta.

Y agregó: “Desafortunadamente, este tipo de problema de comunicación entre los dos sexos se ve de manera frecuente y a menudo es el origen de los desencuentros entre las personas”.

Veamos qué otras ventajas presenta tener un cuerpo más voluptuoso.

Más curvas, más sexi.
Tener una talla grande, no es forzosamente una desventaja, porque hasta podría ser una ventaja que te haga ver más sexi a los ojos de muchos hombres.

Ten en cuenta que ser voluptuosa es algo que muchas mujeres desean y que incluso recurren a la cirugía para rediseñar sus cuerpos.

Es más, el hecho de que muchos desfiles de moda se dediquen a los diseños de talla grande, demuestra que los diseñadores han tomado en cuenta este hecho como una realidad.

Definitivamente, las curvas son seductoras.

Los hombres las prefieren.
Según un estudio realizado sobre 500 hombres demostró que la gran mayoría prefiere tomar en sus brazos a mujeres “carne y hueso”. Preferentemente de carne.

Sobre gustos no hay nada escrito, pero las estadísticas también muestran que son más las mujeres de talla grande en pareja, que las más delgadas.

¿Por qué a un hombre no podría gustarle una mujer con mucha curva? Independientemente de tu apariencia física, eres una mujer como cualquier otra. Lo que cuenta, es que destiles alegría y simpatía, ya que eso siempre te hará ver sexi.

Los estudios demuestran de manera incuestionable, que las mujeres con muchas curvas distribuidas en todo el cuerpo, son los primeros atributos en los que se concentran los hombres.

Mientras las mujeres con formas un poco redondeadas se focalizan en sus defectos, los hombres no lo ven de la misma manera.

Despliega tus encantos y seduce.

El valor de lo natural.
Todo lo que te haya dado la naturaleza, debes aprovecharlo.

¿Viste cómo algunas mujeres no pueden lucir algunas prendas de vestir? La ropa está diseñada para que quede bien con pechos generosos y nalgas redondeadas. Como decíamos más arriba, algunas mujeres recurren a la cirugía para mejorar sus atributos y agregar volumen.

¡Date por satisfecha! Eso que muchas pagan en un quirófano, tú lo tienes por naturaleza.

Sentirse seguros.
¿Es posible que tus formas redondeadas podrían dar seguridad a un hombre? ¡La respuesta es sí!

Ser un poco más voluptuosa que el promedio de las mujeres, podría ser la clave para que un hombre se sienta más seguro, porque en un mundo tan exigente y ansioso como en el que vivimos, esta categoría de mujer brinda a los hombres una sensación de ternura, casi maternal que alivia el estrés y calma los nervios.

Sentirse seguras.
Una mujer que siempre usó talla grande o que convivió toda su vida con un cuerpo voluptuoso, a una determinada edad, ya asumió sus curvas al punto de amigarse con lo que alguna vez creyó que era una desventaja.

Esto la llevó a aceptarse tal cual es y a adquirir una seguridad en si misma que no tiene cualquiera.

Y esta confianza que siente y que transmite a otros, es una increíble herramienta de seducción.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *